Escudo de la República de Colombia

Medellín da ejemplo a Bogotá en la implementación del sistema de bicicletas públicas

Publicado el Jueves, 05 Julio 2018, en Destacados, Noticias

Mientras que en Medellín se cumplen siete años de funcionamiento del Sistema de Bicicletas Públicas del Área Metropolitana del Valle de Aburrá – EnCicla, en Bogotá hace 10 años se ha intentado implementar un modelo similar, que logre integrarse con el sistema de transporte público, pero no ha podido concretarse.

EnCicla, el sistema de bicicletas públicas del AMVA

 

El Acuerdo 346 de 2008 dio la primera luz verde para implementar un sistema de bicicletas públicas (SBP) en Bogotá denominado BICI, “para facilitar el intercambio modal, como medio no motorizado, al Sistema Integrado de Transporte Público del Distrito Capital”. Para tal fin, la Administración Distrital tenía la responsabilidad de adelantar campañas de promoción y divulgación del transporte en bicicleta, con el fin de fomentar la cultura deportiva y ayudar a la movilidad.

Este Acuerdo estableció que durante el primer semestre de 2009 la Secretaría de Movilidad debería realizar estudios técnicos, económicos y jurídicos para implementar los componentes de instalaciones, servicios, señalización y red vial del SBP, sin embargo, casi 10 años después la capital del país se ha visto rezagada en poner en marcha un esquema de bicicletas públicas.

“Tenemos una larga experiencia de errores y gastos, en Bogotá nos hemos gastado unos 6 mil millones de pesos en estudios y planes piloto y no hay ni una sola bicicleta pública en Bogotá”, advirtió el profesor Jesús David Acero Mora, diseñador industrial con Maestría en Medio Ambiente y Desarrollo. “Ha sido la acumulación de errores e incapacidad técnica, ingenuidad y desconocimiento a lo que se suman casos de corrupción”, agregó.

El académico explicó que la Secretaría de Movilidad en 2012-2013 hizo una consultoría con la firma inglesa Spear Davis and Cloud, que costó $800 millones de pesos aproximadamente. Esta consultoría tenía que establecer una estrategia para promover el uso de la bicicleta y estructurar un sistema de bicicletas públicas para Bogotá.

Según dijo el profesor Acero, esa consultoría se la entregó la Secretaría de Movilidad al concesionario, al que adjudicaron el sistema; el actual gerente de la Bicicleta, David Uniman, fue el director de esa consultoría. Para tener el acta de inicio de la concesión que se le entregó al operador se requería de un interventor, por lo que fueron convocadas varias universidades; al final se le adjudicó la interventoría a la Universidad de los Andes, cuyo director era el actual secretario de Movilidad, Juan Pablo Bocarejo,

“Tanto el secretario Bocarejo como el gerente Uniman y el alcalde Peñalosa sabían qué era lo que había pasado y cuáles los errores que se habían cometido en la concesión, pero aun así se volvieron a equivocar”, señaló el experto haciendo referencia a la propuesta de consolidar una alianza público-privada (APP) que presentó la empresa chilena BCycle Latam SPA, encargada actualmente de operar el Sistema de Bicicletas Públicas en Santiago de Chile, llamado Bike Santiago, que opera desde 2013 y cuenta con 2.000 bicicletas. Esta propuesta está en proceso de validación por parte de la Financiera de Desarrollo Nacional, con quien se firmó un convenio interadministrativo por $1.000 millones de pesos, para esta revisión.

Aunque Bike Santiago logró en los primeros años darle otra cara a la movilidad de la capital chilena, actualmente está pasando por su peor momento. Este operador está enfrentando una demanda presentada por el Servicio Nacional del Consumidor de Chile (adscrito al Ministerio de Economía) y dos demandas más interpuestas por su mayor patrocinador, el banco Itaú. Esto los ha llevado a solicitarle a la ciudad recursos para salvar el sistema.

Para el profesor Acero, esto demuestra que no hay forma de que un sistema de bicicletas públicas se implemente en Bogotá sin que la ciudad inyecte al menos un 40 % de los recursos, para asegurar la sostenibilidad del servicio. “En los mejores sistemas del mundo es la ciudad la que pone plata porque es la más interesada en promover el uso de la bicicleta, como sistema de transporte cotidiano”, afirmó el académico.

“Medellín es uno de los buenos ejemplos que demuestra que cuando se invierte en SBP y en ciclorutas se dispara el uso de la bicicleta”, manifestó.

EnCicla, el sistema de Medellín

EnCicla, el Sistema de Bicicletas Públicas del Valle de Aburrá, comenzó en el año 2011 como un proyecto de grado de 3 estudiantes de la Universidad Eafit con 6 estaciones manuales y 105 bicicletas. Actualmente cuenta con 53 estaciones entre automáticas y manuales, 51 en Medellín y 2 en Sabaneta.

Este sistema tiene como objetivo posicionar la bicicleta como un modo de transporte, articulado con el Sistema Integrado de Transporte del Valle de Aburrá (SITVA), además de sensibilizar y promover la transformación cultural hacia la movilidad activa. En este 2018 cumple 7 años de operación y ya cuenta con una flota de 1.100 bicicletas, de las que hacen uso los 64.000 usuarios activos en el sistema.

EnCicla Twitter2

 

Medellín tiene a disposición de sus ciudadanos 50 kilómetros de ciclorrutas y el Área Metropolitana espera a 2019 construir 120 kilómetros de senderos peatonales y ciclorrutas que integrarán los 10 municipios del Valle de Aburrá.

Es tal el avance del sistema de bicicletas públicas en Medellín que para el próximo año tiene como meta expandirse a los municipios de Barbosa, Girardota, Copacabana, Bello, Envigado, Itagüí, Sabaneta, La Estrella y Caldas con 150 estaciones, incluyendo las 53 actuales y 3.000 bicicletas. “Con el proceso de expansión se pretende llegar a más usuarios, ampliando la zona de cobertura, densificando la actual, mejorando el servicio y facilitando la operación”, afirmó Viviana Tobón Jaramillo, subdirectora de Movilidad del Área Metropolitana del Valle de Aburrá (AMVA).

Este proceso de expansión iniciará en los municipios conurbados de Sabaneta, Itagüí, Envigado, Medellín y Bello, beneficiando a más de 600.000 residentes. En Medellín se duplicará la cantidad de estaciones automáticas con 44 estaciones nuevas, mientras que en el Área Metropolitana se triplicará el número de estaciones, pasando de 53 a 150.

“La mayoría de las estaciones serán automáticas y tendrán 2 cambios importantes. Por un lado, habrá un cambio de estética: serán módulos de anclaje para una sola bicicleta con una forma más estilizada los cuales permiten diferentes opciones de distribución para usar mejor el espacio. Por el otro, el reconocimiento de la bicicleta será sin contacto, minimizando una de las dificultades que perciben actualmente los usuarios”, agregó Tobón.

La ampliación del sistema va acompañada de una actualización tecnológica que asegura la operatividad de las estaciones y la facilidad de uso, sin embargo, la interfaz de las pantallas seguirá siendo familiar para los usuarios. Las estaciones se distribuirán de la siguiente manera: Medellín 44, Itagüí 15, Envigado 16, Sabaneta 11 y Bello 11. “En los otros municipios serán estaciones comunitarias con un modelo de operación diferente que se acomode al entorno rural”, aclaró la subdirectora.

  • Escrito por Paola Medellín

    *077

    • Etiquetas: AGU, bicicletas, Bogotá, EnCicla, Medellín, movilidad
    • Visitas: 1540
    • Calificar:
      4.0/5 rating 1 vote