Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia

Contaminación del aire pone en riesgo la salud pública

Publicado el Martes, 10 Abril 2018, en Noticias

Mitigar la contaminación del aire contribuye a reducir el riesgo de enfermedades como cardiopatías, neuropatías y cánceres derivados de la exposición actual a las partículas contaminantes en el aire y que constituyen un problema de salud pública.

Foto: Medellín - IEU

 

La Organización Mundial de la Salud, en sus Guías de la calidad del aire, señala que las concentraciones máximas de material contaminante en el aire, como material particulado (MP), dióxido de nitrógeno (NO2), dióxido de azufre (SO2) y Ozono (O3), en un límite seguro de 20mcg/m3. Para el año 2016, según la OMS, el 92% de la población vivía en lugares donde no se respetaban esos límites, y la situación se agudiza en países de ingreso bajo y medio donde la energía es derivada del carbón o el petróleo y las alternativas sostenibles resultan muy costosas.

Los datos presentados por la OMS prenden la alerta sobre la calidad del aire, que constituye el riesgo ambiental para la salud más importante del mundo en la actualidad, convirtiéndose en un problema más letal que la guerra. Según esta organización, una de cada ocho del total de muertes a nivel mundial, se da como consecuencia de la exposición a la contaminación atmosférica.

De acuerdo con Mauricio Macías, candidato a doctor en Salud Pública de la Universidad Nacional de Colombia, la salud pública se ve afectada por la contaminación del aire, en relación al incremento de la incidencia de algunas enfermedades que se relacionan con ella.

“De forma aguda la contaminación del aire puede generar enfermedades en el pulmón, con síntomas respiratorios como el asma bronquial y el aumento de la inflamación de las mucosas que predispone también enfermedades infecciosas como los virus y las bacterias”, explicó.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) exhorta a los países a alcanzar la Cobertura Sanitaria Universal, que combata entre otras amenazas, las producidas por la contaminación del aire que generó 7 millones de muertes el año según estimaciones para el 2012.

Las fuentes de contaminación del aire más frecuentes son los medios de transporte masivo a base de derivados del petróleo, la quema de combustibles y carbón en los hogares, las centrales eléctricas y las actividades industriales que generan altos niveles de partículas contaminantes. También fenómenos como las tormentas de arena y la expulsión de ceniza volcánica contribuyen a disminuir la calidad del aire.

La OMS relaciona, desde el riesgo sanitario, la contaminación del aire con enfermedades como el cáncer pulmonar, asma bronquial y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, pero también con enfermedades extrapulmonares como el impacto agudo de miocardio y el accidente cerebrovascular, con incidencias que van hasta el 30% en algunas de ellas.

Macías indicó que en la actualidad existen nuevas perspectivas sanitarias en las cuales se está relacionando la contaminación del aire con enfermedades de otros sistemas como el endocrino, que según investigaciones están relacionadas con el aumento en la glicemia en sangre. Otros estudios relacionan las partículas ultrafinas con alteraciones cerebrales crónicas degenerativas como la enfermedad de alzheimer.

Así mismo, el médico señaló que con el boom global de la contaminación del aire existen numerosos estudios que intentan hacer correlaciones entre el material particulado (uno de los mayores contaminantes que afectan la salud) y las enfermedades.

“Enfermedades endocrinas como la diabetes mellitus o el alzheimer se han ido relacionando con la contaminación atmosférica.; hay otros estudios que han ido buscando relación entre este material particulado y cosas tan difíciles de conectar como los trastornos en el embarazo”, manifestó.

La contaminación del aire es mayor en las áreas urbanas, ciudades como Karachi, Delhi, Beijing, Paris y Ciudad de México, presentan altos niveles de contaminación atmosférica. En Colombia, Medellín y toda el área del Valle de Aburrá, presentan los niveles más altos de concentraciones de partículas contaminantes en el aire, seguida de Bogotá y la Zona Minera del Departamento del Cesar, según el Informe de la Calidad de Estado del Aire en Colombia 2011-2015 publicado por el Ministerio de Ambiente.

El llamado de la OMS a la cobertura universal sanitaria, incluye estrategias para que los Estados puedan adoptar medidas tendientes a intensificar la vigilancia frente a la contaminación del aire a nivel local, evalúen las repercusiones sanitarias de las actividades productivas y promuevan estrategias para afrontar la contaminación del aire.

También, en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible fijados en 2015, se espera que para el año 2030, se logre reducir el número de muertes y de enfermedades provocadas por la contaminación del aire. Para alcanzar esa meta, la OMS señala la necesidad de aumentar la cantidad de vehículos eléctricos, reducir la tasa impositiva a quienes usen energías sostenibles y promover el uso de transportes alternativos como la bicicleta.

  • Escrito por Geraldine Bustos y Paola Medellín

    *039

    • Etiquetas: AGU, aire, contaminación, salud pública
    • Visitas: 1667
    • Calificar:
      5.0/5 rating 1 vote
    • Compartir en: Bookmark and Share